Miércoles Julio 10, 2019.- México

Cada vez más trata de personas

Lapidario informe del Ombudsman, escasean las denuncias

La trata de personas es un fenómeno que crece en México al amparo de la impunidad, pues son pocos los casos denunciados que se envían a juicio y desembocan en condenas para los acusados.

Son las mujeres y los niños el sector más afectado, según

las conclusiones de un informe elaborado por la Oficina del Ombudsman.

El reporte de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), que abarca el período 2012-2017, señala que suman unas 5.000 víctimas de este delito a lo largo de cinco años, de las cuales 4.456 son mujeres, 789 hombres y 1,375 niñas y niño, pero la cifra corresponde solo a los casos donde ha habido denuncias.

Si bien la "cifra negra" es exponencialmente mayor, la estadística sobre casos judicializados es significativa porque revela que el 88% de las personas afectadas son mujeres y el 27% niños, lo que representa un elemento de preocupación debido a que se trata de los sectores más vulnerables.

Aunque en estos cinco años la justicia ha abierto 2.701 investigaciones por algún delito incluido en la Ley General en Materia de Trata de Personas, un promedio de 45 cada mes, sólo 562 resultaron en una condena a los acusados, es decir, apenas una quinta parte.

Antonio de Leo, representante de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, señaló que el informe revela la "baja capacidad para detectar" el delito.

La relación entre las investigaciones abiertas y la realidad es abismal, debido a que se estima que hay "decenas de miles de casos" de trata de personas, afirmó.

Como sea, el documento, denominado "Situación de Trata de Personas 2019" de la CNDH constituye un acercamiento que arroja al menos un poco de luz en un tema que suele estar rodeado de oscuridad.

El ombudsman Luis Raúl González, señaló que los estados que acaparan el 70% de las investigaciones son Baja California (noroeste), Chiapas (sureste), Ciudad de México y Estado de México (centro-sur) y Oaxaca (sureste).

En cuanto a los acusados, llama la atención que el 69% son hombres y al menos el 7% de todos son parientes de la víctima.

El informe acusa a los organismos gubernamentales involucrados en el tema como el ministerio de Gobernación, la Fiscalía General o la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, de no adoptar "las acciones que la ley les impone para combatir este delito y atender a los afectados".

Estas autoridades tampoco han adoptado medidas de prevención fuera de la entrega de folletos en algunas oficinas públicas.

El tema de la trata de personas es uno de los menos documentados y se desconocen cifras exactas aunque hay algunas estimaciones de grupos independientes y organizaciones civiles.

Durante un reciente foro sobre "Retos de la política pública para la prevención de la trata de mujeres y niñas con fines de explotación sexual", organizado por el Centro Fray Julián Garcés de Derechos Humanos y la CNDH, se reveló que las estadísticas disponibles sólo son "la punta del iceberg" del problema.

"Hay miles de casos y los propios resultados del servicio criminal tienen una discrepancia muy dramática, además de que hay una serie de limitaciones que impiden conocer la verdadera magnitud del delito", afirmó el representante de la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas (ONU), Jan Jarab. Jarab recomendó a los activistas y autoridades sumar a la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas en México en el mecanismo o estrategia de prevención y erradicación del delito, pues con sus facultades bien puede aportar para detectar a mujeres y niñas en situación de trata.

El diplomático estimó que los grupos más vulnerables de este delito son "los migrantes, los indígenas y en general quienes han tenido menos acceso a oportunidades de desarrollo".

"Tenemos que superar esa vergonzosa tasa de impunidad no solamente en cuanto a trata, sino también de otros delitos graves y violaciones a derechos humanos", afirmó. (ANSA)